Proveedores

Consejos para la selección de proveedores

La selección de proveedores es un proceso al que hay que prestar atención especial. Ellos se encargarán de suministrar todo lo que necesitas para tu tienda y dependerás de sus servicios para sacar tu negocio adelante. Si escoges bien y sientas las bases, será mucho más fácil que tengas tus productos en el tiempo indicado, listas para la venta. Para que te resulte una tarea sencilla, desde Nopal te damos los siguientes consejos para la selección de proveedores.

Los mejores consejos para la selección de proveedores

Seguro que muchas personas habrían agradecido recibir algo más de asesoramiento antes de dar el paso de abrir su negocio. Con estos 7 consejos para la selección de proveedores evitarás los problemas más comunes antes y después de la contratación de sus servicios.

1.    Haz una selección concienzuda del proveedor

Este es el primer paso que debes dar para asegurarte de que todo va a ir bien en el campo de los suministros. Antes de que tu negocio se ponga en marcha, es probable que algunos proveedores contacten contigo. Tal vez vean las obras, que se ha quitado el cartel de traspaso o que has empezado a hacer publicidad. Que se ofrezcan es un indicativo de profesionalidad, pero no siempre.

Uno de los datos que tienes que analizar es su reputación. En Internet hay varios medios para saber qué opinan otros empresarios de los servicios que ha suministrado este proveedor concreto. También es importante que veas los aspectos logísticos, como la localización, los medios, la tecnología, etcétera.

Por último, no te centres exclusivamente en el precio. Es importante, pero no debe ser determinante. Existe la posibilidad de que con el importe bajo se trate de compensar alguna deficiencia o limitación en el servicio.

2.    Fija bien las condiciones

Una de las mejores maneras de evitar problemas es aclarar bien las condiciones. El contrato final debe ser claro e incluir todos los importes, las variaciones de estos, los plazos de pagos y entregas o las garantías en caso de que ocurra algún imprevisto.

También es importante fijar una forma de pago conveniente. Esta ha de acordarse con el banco y el proveedor. Busca una que ofrezca claridad y que te ayude a administrar los pagos correctamente.

No tiene por qué ocurrir, pero si algo falla, tener las condiciones claras puede ser de gran ayuda en un juzgado. Repasarlo todo con un asesor puede ser una buena idea, si bien es necesario elegir a uno especializado en este campo.

3.    Mantenerlo todo ordenado

Una vez que se han redactado y aceptado las condiciones, es necesario guardarlas bien y exigir un nuevo contrato si se cambia alguna condición, que nunca se quede de palabra. Asimismo, es importante que se guarde toda la información sobre las entregas; albaranes, facturas, etcétera. Y comprobar bien que todo llegue tal y como se pidió antes de firmar.

4.    Buena comunicación con el proveedor

La relación con el proveedor no se termina en el momento en el que se cierra un trato. Es importante mantener una buena comunicación por teléfono, por correo electrónico o por cualquier otro medio. Debe responder a todas tus dudas importantes en un tiempo razonable. Un dato mal reflejado en una factura, un pedido incorrecto o cualquier otra incidencia que no se resuelva pueden ponerte en un aprieto.

5.    No te conformes

No caigas en el error de conformarte. Puede que los servicios que te ofrezca tu proveedor parezcan muy atractivos al principio, pero con el paso del tiempo, tus necesidades irán cambiando. En el momento que tu proveedor no sea capaz satisfacer tus demandas, habrá llegado el momento de cambiar.

Otras razones para seguir haciendo una búsqueda activa son el precio y el servicio. Es posible que con el tiempo aparezcan otros que ofrecen un precio más económico o un servicio más moderno. Equilibra si la confianza que te da tu proveedor actual es suficiente como para seguir con él.

6.    Ten más de un proveedor

Una buena manera de asegurarte de que no te vas a quedar sin servicio si tu proveedor principal falla, es tener uno secundario. No dependas solo de uno en exclusividad, si tiene un problema de abastecimiento o entra en quiebra, el servicio que ofreces a los clientes se vería afectado. 

7.    Prepárate las entrevistas

Un último consejo es prepararse bien las entrevistas con los proveedores. Como es lógico, ellos te presentarán todas las ventajas que ofrecen, pero es bueno hacerles las preguntas adecuadas y que no te olvides de ninguna.

Teniendo en cuenta estos 7 consejos para la selección de proveedores evitarás algunos de los errores más comunes al contratar este tipo de servicio. Pero aún puedes hacer algo más. En Nopal Consulting somos expertos en orientar todos aquellos que tienen un negocio, antes de emprenderlo y una vez lo tienen en marcha. No dudes en ponerte en contacto con nosotros y te daremos el mejor asesoramiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *